17 murales de Sol LeWitt en la fundación Botín de Santander

Es la muestra más ambiciosa dedicada en España a este artista único, considerado por muchos como el padre del arte conceptual, Sol LeWitt. Sol LeWitt. 17 Wall Drawings. 1970-2015 estará de 18 de julio al 10 de enero de 2016 en la sala de exposiciones de la Fundación Botín en Santander.

 

Son 16 dibujos inéditos en España y la mayoría no ha sido expuesto desde su primera ejecución hace 20 años, el decimoséptimo ya se vió en Madrid hace más de diez años y todos ellos, en conjunto, nos hablan del principio que se convirtió en pilar del trabajo de Sol LeWitt: la idea y su supremacía dentro del proceso creativo de una obra. El propio LeWitt aseguraba siempre que “la idea es la máquina generadora de arte”.

 

 

 

 

 

 

Organizada en colaboración con la Yale University Art Gallery y The Estate of Sol LeWitt, la exposición ofrece al visitante una perspectiva única de la evolución formal y conceptual del dibujo mural en la trayectoria del artista, de la variedad y diversidad de su práctica artística, desde las formas (figuras geométricas, formas simples, formas conectadas, líneas, formas orgánicas,...) a las técnicas (lápiz color, grafito, tiza, acrílicos, tinta china…).

La muestra incluye Wall Drawing 821A (Marzo 2007), Wall Drawing 7A (Julio 2015), Wall Drawing 118 (Diciembre 1971), Wall Drawing 413(Marzo 1984), Wall Drawing 237 (Junio 1974), Wall Drawing 614 (Julio 1989), Wall Drawing 620E (Octubre 1989), Wall Drawing 51 (Junio 1970), Wall Drawing 46 (Mayo 1970), Wall Drawing 869C (1998), Wall Drawing 280 (Enero 1976), Wall Drawing 386 (Enero 1983), Wall Drawing 110 (Septiembre 1971), Wall Drawing 154 (Abril 1973); Wall Drawing 157 (Abril, 1973), Wall Drawing 208 (Octubre-Noviembre 1973) y Wall Drawing 213 (Septiembre 1973). Además, Wall Drawing 7A será llevado a cabo por primera vez en la sala de exposiciones de la Fundación Botín.

Como complemento a la sala de exposiciones, el público podrá contemplar el Wall Drawing #499 (Flat-topped pyramid with color ink washes superimposed -pirámide truncada con aguadas de tinta de color superpuestas, 1986-), instalado en el salón de actos de la Fundación Botín en Santander desde 1992 y que será reinstalado para la exposición.

 

 

 

 

Los murales han sido recreados por artistas seleccionados por la propia Fundación Botín, 15 artistas (doce de ellos cántabros) de entre 459 solicitudes presentadas que han tenido la suerte de seguir las directrices, anotaciones, apuntes y notas del proceso creativo del que muchos consideran uno de los padres del arte conceptual. LeWitt daba gran valor e importancia al proceso creativo que desemboca en la obra de arte, por lo que muchas de sus obras, aún en vida, eran ejecutadas por otros siguiendo sus indicaciones.

En el año 1967 LeWitt publicó Paragraphs on Conceptual Art (Párrafos sobre Arte Conceptual), un auténtico manifiesto del Arte Conceptual en el que afirmaba: “todos y cada uno de los pasos -garabatos, bocetos, dibujos, modelos de trabajo desechados, estudios, reflexiones o conversaciones- que tienen lugar durante la realización de la obra, son de interés. A veces, aquellos que muestran el proceso de reflexión del artista, son más interesantes incluso que el producto final”. Y con esa guía se han realizado los murales de Santander.

 

 

 

 

 

Cada vez son más las disciplinas que se han ido sumando a la reflexión sobre la condición femenina que enfrenta la realidad actual desde la revisión y el cuestionamiento de su pasado histórico. Así literatura, cine, música, arte, ciencia, agricultura, por citar solo algunas, se unen a la lista de lugares desde los que continuar el debate sobre un movimiento en constante reinvención.

Se trata de un despertar que, si bien se extiende todo del año, parece concentrarse con especial ahínco en el mes marzo, con una programación que incluye festivales, ferias, conferencias, marchas, lecturas que transpiran entusiasmo y comunión. Así, entre la programación del tercer mes del año destacan proyectos tan interesantes como necesarios, como el festival Mujeres Mirando Mujeres, una iniciativa de Arte a un Click que celebra entre el 9 de marzo y el 12 de junio su V Edición.

Marina Vargas “La Bacante”, 2015. Resina de poliéster, polvo de mármol, pintura esmalte (imagen ©www.marinavargas.com)

El proyecto Mujeres Mirando Mujeres nace en 2015 de la mano de Mila Abadía, con el propósito de dar a conocer la labor que las mujeres llevan a cabo en el ámbito del arte desde el proceso de creación hasta la comunicación, pasando por el comisariado y la crítica de arte. Como ella misma confiesa, la idea surgió como un arrebato. Siempre he luchado por los derechos de las mujeres y hacía ya mucho tiempo que no participaba activamente en ninguna reivindicación feminista.

En este sentido, la quinta edición queda integrada por 51 artistas, 52 gestoras del arte, 15 comunicadoras, 11 proyectos invitados que en su totalidad dan lugar a 80 trabajos en los que participan 118 mujeres concienciadas con el movimiento feminista y con el arte, entre ellas se encuentran bloggeras, periodistas, comunicadoras, galeristas, museólogas que dan lugar a una rica programación basada en presentaciones y entrevistas a artistas que irán publicándose durante hasta el mes de junio en la web. Como en ediciones anteriores, el festival se preocupa por visibilizar los trabajos de artistas con una trayectoria profesional novel como es el caso de la artista italiana interdisciplinar Mónica Mura, cuya obra gira en torno a la superación y valoración de los seres humanos. La perspectiva de género de la autora italiana atraviesa su vida y obra en la que da voz a colectivos e individuos que han sufrido el rechazo social por su naturaleza de mujeres trans, homosexuales... Mónica Mura será presentada por la investigadora Karen Campos.

“Para mí el arte es un sinónimo de libertad y creo en el poder de creación como motor de transformación”. Mónica Mura

Mónica Mura, proyecto “Poder ver-Ver poder”, 2018. Instalación de vídeo (imagen ©www.monicamura.com)

Entre las artistas de menor trayectoria también encontramos a la fotógrafa catalana Alejandra Carles-Tolra, quien a través de sus imágenes busca comprender la identidad y desdibujar sus límites. ¿Existe una identidad que defina a las mujeres? ¿Cuál? Son algunas de las cuestiones que plantea en su proyecto. Alejandra Carles-Tolra será presentada por la directora de la galeria Fiftydots, Laura Salvado.

Además de artistas noveles, el festival también acoge miradas ya consagradas como la de Gabriela Bettini quien en su trabajo combina el análisis de la crisis medioambiental con la situación de las mujeres, ambos afectados por la violencia del sistema.

Supongo que el trabajo cambia en la misma medida en que cambiamos como individuos, afirmaba la artista en una ocasión. Y es que su trabajo y el del resto de las artistas que integran el proyecto Mujeres Mirando Mujeres, son el eco de las preocupaciones y de los conflictos de nuestro tiempo, un tiempo cada vez más nuestro.

Gabriela Bettini, proyecto “Primavera silenciosa”, 2018 (imagen ©gabrielabettini.com)

Como constató en una ocasión Estrella de Diego, siempre acertada: no vale ser feminista en el mundo del arte, hay que ser feminista o no serlo, nuestro pensamiento debería invadir nuestra forma de estar en el mundo y de relacionarnos con él. Y en este sentido, el arte hace posible que queden plasmados aquellos que una vez, fueron los pensamientos de nuestra vida y que son el reflejo de nuestro paso por el mundo.

Por esto mismo, iniciativas como la de Mujeres Mirando Mujeres que hacen real y efectivo el trabajo de las mujeres, son tan necesarias como importantes.