DEL VUELO AL CINE: CLASES MAGISTRALES DE OLGA DIEGO Y LOIS PATIÑO

Uno de los propósitos del programa “Art Madrid-Proyector’20” fue ofrecer actividades en las que conocer la obra de algunos creadores invitados, y, a través de una charla interactiva, permitir al público abrir un diálogo directo con ellos. Por esta razón, del 12 al 14 de febrero, se organizaron en Medialab Prado tres clases magistrales con Patxi Araújo, Olga Diego y Lois Patiño, todos ellos autores que trabajan con la imagen en movimiento, pero que abordan sus proyectos desde una óptica diametralmente opuesta. Con esta agenda, pudimos tratar tres líneas esenciales de la videocreación actual: la fusión con la tecnología y la inteligencia artificial, la plasmación de performances con finalidades documentales y el videoarte con tintes fílmicos. Ya tuvimos ocasión de recordar la sesión con Patxi Araújo y su obra site specific “Sherezade” creada para la fachada de Medialab Prado. Hoy hablaremos del encuentro que tuvimos con Olga Diego y Lois Patiño.

Olga diego, foto de Javier Adiego

La clase magistral de Olga Diego se tituló “El vuelo como materia creativa”. Olga es una artista multidisciplinar que en los últimos años ha centrado su trabajo en la escultura y la performance o el arte de acción, que luego documenta con fotografía y vídeo. Este último aspecto es uno de los que más interés despierta para ella al reflexionar sobre cómo se produce la transformación de la pieza de un formato experiencial a uno grabado, y cómo los individuos nos hemos acostumbrado a consumir esta clase de productos finales, menos invasivos y desde un espacio de confort que nos proporcionan la intimidad de nuestros dispositivos.

Una de las principales líneas de investigación de Olga se relaciona con los sistemas de vuelo autónomo y la creación de artefactos capaces de elevarse sin apenas energía. ¿Se puede crear un material más ligero que el propio aire? Esta idea la ha llevado a experimentar con numerosas formas y conceptos científicos, a la vez que hacía un recorrido histórico por los inicios del vuelo y los progresos de la humanidad para inventar aparatos capaces de volar. No se trata solo de recuperar la historia de la aviación, algo que tiene una vertiente mucho más tecnológica y mercantilista, sino de indagar en las ideas, experimentos y pruebas que trataban de analizar el comportamiento del aire, las dinámicas de flujos y el diseño de estructuras aerodinámicas individuales, una inquietud que el ser humano puso de manifiesto desde el Renacimiento, con Leonardo Da Vinci.

Olga Diego, foto de Mario Gutiérrez Cru

Olga recupera muchos de estos conceptos y los aplica a sus proyectos recientes. En sus últimas propuestas ha trabajado también con figuras hinchables, como una alternativa al vuelo dirigido, empleando materiales plásticos para su construcción. Su última exposición “El jardín autómata”, que pudo disfrutarse en el Museo de Arte Contemporáneo de Alicante y la Sala de Exposiciones Lonja del Pescado, también en Alicante, es una gigantesca instalación formada por casi un centenar de esculturas inflable-electrónicas inspiradas en los hermosos, extravagantes y sugerentes personajes del Jardín de las Delicias, del Bosco. Esta nube de figuras humanoides y zoomorfas, que se mueven y laten gracias a los mecanismos electrónicos que los mantienen permanentemente inflados, retrata también los excesos del hombre, su falta de preocupación por la invasión del entorno, la sobreexposición al plástico y la explotación de los recursos naturales. Una composición que se fija en “el pecado”, como mensaje indirecto que se extraía, también, en la obra del Bosco.

Clase magistral de Lois Patiño. Foto de Marta Suárez-Mansilla

Por su parte, la trayectoria de Lois Patiño está íntimamente conectada al trabajo cinematográfico. Su clase magistral se tituló “Tiempo e imagen”. Sus piezas de vídeo, sean breves o largometrajes, encierran una preocupación muy ligada al lenguaje fílmico, pero en una senda que deja al margen las narrativas convencionales. Dentro de los motivos principales que ocupan su obra, Lois se decanta por estéticas más contemplativas, donde se prioriza el poder expresivo de la imagen en sí misma, sin buscar demasiados efectos añadidos en el cine convencional a través de efectos de sonido, diálogos u otros artificios.





Por eso, el trabajo de Lois resulta tan poético y lírico. Sus propuestas incorporan innovaciones tecnológicas para provocar efectos muy concretos en sus trabajos, pero todo ello ayuda a ahondar en los temas que preocupan a este creador y que, desde sus inicios, están presentes en su obra.

Lois Patiño, foto de Mario Gutiérrez Cru

Lois Patiño se ha interesado siempre por la relación del individuo con el paisaje y por cómo éste puede modular nuestra forma de comportarnos en sociedad y determinar nuestra idiosincrasia. ¿Hasta qué punto somos dependientes de nuestro entorno? ¿Cómo la cultura se define por la conexión con el paisaje? Estas y otras preguntas plagan la obra del autor en la que abundan muchas imágenes contemplativas.

Además, Lois nos presentó en primicia el trailer de su último largometraje “Lúa vermella” que a los pocos días de la clase magistral fue a presentar oficialmente a la Berlinale - International Film Festival de Berlín de 2020.

 

Art Madrid'21 sintetiza las últimas tendencias del arte contemporáneo donde es imprescindible dar cabida a jóvenes artistas con carreras destacadas que prometen una amplia trayectoria.

Afianzamos un año más el compromiso de apoyo a jóvenes creadores que se encuentran en pleno desarrollo de una mirada propia.

Con propuestas variadas de pintura, fotografía y escultura, más de la mitad de las galerías participantes en esta edición contienen en su proyecto expositivo la obra de artistas que no superan los 35 años.

Entre los 10 artistas más jóvenes de Art Madrid'21 cabe destacar que ocho son mujeres.

Una generación nacida en los años 90 que trabaja con perseverancia en la construcción de una realidad artística donde la igualdad se materialice gracias a un cambio social profundo en la concepción de la estructura creativa y educacional.

Creadoras con prometedoras carreras que aterrizan en Art Madrid con propuestas rompedoras y estilos marcados que despertarán sin duda gran interés en el público visitante.

Con tan solo 24 años, Isabela Puga es la artista más joven de la feria. Representada por la galería BAT Alberto Cornejo expone su obra con líneas delicadas de estilo geométrico donde podemos observar la influencia de su interés en la arquitectura y el urbanismo.

Nacida en Caracas y licenciada en Bellas Artes por la Universidad de Barcelona, arranca su investigación pictórica a través del material y su percepción. A partir de los opuestos, el brillo del oro y la oscuridad del negro, Isabela explora en sus obras elementos básicos como la profundidad, color, luz y espacio. La obra requiere necesariamente de un espectador que la observe y analice sus perspectivas y superposiciones de planos retomando un lenguaje más elemental y minimalista.

BAT Alberto Cornejo Isabela Puga M3_AM_2, 2021 Caseína, cola de conejo y oro 22 quilates sobre madera 102 x 150 x 6 cm

El joven artista Misterpiro (1994) regresa a la feria con la galería Kreisler. Sus creaciones que destacan por un estilo urbano han acercado el arte contemporáneo a los públicos más jóvenes.

Misterpiro se inició en el graffiti evolucionando en su estudio hacia las acuarelas, los acrílicos y técnicas basada en agua. Ha realizado diversas exposiciones tanto individuales como colectivas y sus trabajos de calle se pueden encontrar en paredes de diversas ciudades de España, así como en Lisboa, Roma, Londres, Nueva York, Nueva Delhi o Seúl.

Su técnica se basa en la improvisación, donde la agresividad del spray y la delicadeza de la acuarela se mezclan en todo tipo de soporte, creando un mundo que nos hace viajar de la abstracción completa a lo figurativo.

Galería Kreisler Misterpiro Fase 3 Esmalte acrílico, barra de aceite y spray sobre madera 120 x 120 cm

La galería de Rodrigo Juarranz nos presenta por primera vez en Art Madrid, el trabajo de Violeta McGuire. La joven artista de 28 años se caracteriza por la realización de instalaciones para conectar con el público en el momento presente, invitando al espectador a ser parte de la obra completando con su perspectiva individual las piezas.

Su formación en Central St. Martins sobre estudios de imagen en movimiento, programación, robótica, motores, leds y otras técnicas le ha permitido experimentar y crear una obra que navega entre la escultura y la instalación y nos sumerge en la exploración de la infinitud, la tranquilidad en la observación y la materialización de conceptos como lo acuático.

Violeta Maya Aguirre ganó el premio Big White Wall por Winsor & Newton y Cass Art y ha participado en ferias y exposiciones nacionales e internacionales.

Galería Rodrigo Juarranz Violeta McGuire LPBMA Técnica mixta (rojo) 44X44 cm 2021

Con 30 años, Silvia Flechoso investiga a través de su idea de retrato el concepto de mito y el poder reinterpretándolo bajo una visión erótico-mística que pretende recordar la naturaleza divina del hombre. Una obra subversiva de estilo figurativo que sigue la tradición veneciana de Tiziano en la que implementa una clara estética contemporánea usando la representación y modificación simbólica de la fama, poder y statu quo.

Silvia ha sido ganadora de la Beca BAAA organizada por la Barcelona Academy of Art en colaboración con el Museo MEAM de Barcelona y su obra ha formado parte de exposiciones individuales y colectivas en Zurich, Venecia, París y Madrid.

Inéditad Galería Silvia Flechoso Piéta Óleo sobre lienzo 200 x 200 2021

Anbel es el nombre artístico de Ana Ruiz (1991). Su fotografía llega de la mano de Mindiuz Artèstudija, galería que participa por primera vez en Art Madrid con un marcado carácter internacional de origen lituano y afincada en Murcia.

Actualmente Anbel forma parte del grupo de investigación Arte y Políticas de Identidad y ha sido docente en la Facultad de Bellas Artes de Murcia. Su investigación artística se centra en las posibilidades plásticas del color sobre la superficie arquitectónica en el contexto del espacio público. Sus fotografías fusionan imágenes de espacios interiores, ayudándose de la plasticidad propia del color.

Mindiuz Artèstudija Anbel Serie Design&color: Room Print:cotton platine fibre rag paper 130x87 2021

El joven escultor José Cháfer (1991), moldea la madera y la piedra analizando y observando la multitud de formas, texturas y colores que encontramos en la naturaleza. Los fenómenos que se producen en el espacio más genuino de la vida y las conexiones que en ellas se generan es objeto de estudio y representación de la obra de Cháfer. Esculturas que se enmarcan en el concepto de infinitud a través de los ciclos y el equilibrio natural.

La obra de José Cháfer estará expuesta en Art Madrid gracias a la galería Marita Segovia que destaca en su propuesta la apuesta por este joven escultor.

Marita Segovia José Cháfer Liana Blanca Madera de abedul 170 x 30 2021

Elvira Carrasco (1991) afincada en Valencia pero original de una pequeña aldea de Cuenca, explora a través del autorretrato, el color y la fantasía las diferentes vías de comunicación y creatividad que habitan en ella. Desde la pintura, la escultura y los dibujos, su proceso creativo ha ido incorporando distintas técnicas creando un proyecto innovador, rompedor y fresco. "Faces Project" es el exponente más actual de obra en la cual traza una línea narrativa para evaluar sus propios límites.

La artista estuvo becada después de licenciarse en Historia del Arte por la Universidad de Valencia en la Stair Sainty Gallery de Londres.

La Aurora Elvira Carrasco Green Sprout Pexiglás 135 x 100 2021

La galería HELAREA llega una propuesta fresca de artistas jóvenes que destacan por su depurada técnica con una amplia gama de estilos. La artista Elisa de la Torre , a sus escasos 31 años presenta un discurso en el que la conexión con la naturaleza es la raíz del proceso creativo.

Piezas que entrelazan el movimiento y la textura con elementos matéricos que llenan de vida su obra.

Elisa explora la pintura fluida combinando con fusiones aleatorias que surgen al añadir minerales y sustancias que provocan reacciones químicas y procesos de cristalización que dan lugar a topografías donde la magia y la belleza atraviesan la mirada del espectador.

Su obra se caracteriza por una observación analítica que se transfiere en forma abstracta dando lugar al encuentro con la serenidad.

HELAREA Elisa de la Torre AguasLI Mixta y pan de oro sobre lienzo 110 x140 2020

Alzueta Gallery apuesta por el trabajo de Andrea Torres Balaguer (1990). Licenciada en Bellas Artes por la Universidad de Barcelona, tras ganar el primer premio de Nuevos Talentos de Artevistas, ha expuesto en Barcelona, Madrid, París, Nueva York, Londres, Bruselas, Berlín, Ámsterdam y numerosas ferias europeas.

Su obra está influenciada por la teoría psicoanalítica donde los sueños y su interpretación ahondan en la relación entre la feminidad y la naturaleza a través del simbolismo y realismo mágico. Andrea experimenta entre el consciente y el subconsciente trabajando entre los límites de la realidad y la ficción donde el espectador interpreta la historia con su propio bagaje y recorrido en el mundo onírico.

Alzueta Gallery Andrea Torres Lilac Fotografía en papel Hahnemühle Photo Rag Baryta intervenida con pintura acrílica 100 x 85 2021

Lara Padilla (1988), conocida con el alias Sra.D esuna creadora multidisciplinar que se sirve de la pintura, la danza, la escultura, el cine y la moda como medios de expresión plástica.

Combina así textura y movimiento, lienzos y prendas de vestir que permiten que su obra viaje entre distintos contextos sociales y profesionales.

La galería barcelonesa 3Punts expone sus piezas en Art Madrid'21 destacando su carácter figurativo. Su obra dirige la atención al poder de la representación femenina a través de la deformación del cuerpo y el uso del color y las texturas. Una reivindicación de género exhibida a través de grandes manos como instrumentos poderosos de batalla o pies pesados, imagen de la perseverancia de la mujer en su lucha.

Sra.D entiendo el arte como intervención y acción política, así en su obra acciona la lucha por la igualdad y la autenticidad como construcción de la identidad. En sus últimas creaciones ha expandido su discurso plástico explorando el arte africano y precolombino, capítulos culturales de gran calado social y conceptual como el Génesis o la interacción de los cuerpos con nuevos soportes y texturas.

3Punts Lara Padilla SRAS HUMAN TETRIS Técnica mixta sobre tela 200 x 200 2021